Comunidad de advertidores.

Estándar

“El amor es el principio organizativo y unificador que hace del mundo un universo y de la masa desintegrada una comunidad. “ Alan Watts

Mañana Tel Aviv amanecerá con bruma y el camino al Mar Muerto, pasando por Jerusalén y Jericó es el más recomendable. Me voy a dormir tranquilo, mi navegante tecnológico WAZE, me asegura que miles y miles de conductores aportaron información para que MI viaje sea sin sobresaltos.

WAZE es muchísimo más que un GPS, WAZE es una idea parida aquí en Israel, de una mente comunitaria que logró plasmar el NOSOTROS sobre el YO.

WAZE es un millennial de raza, la creó en el 2008 y portador de los pilares de la cultura del momento: compartir información, prevenir, ganar tiempo y andar sin sobresaltos. Esta aplicación “personifica” el sueño dorado de un emprendedor…ser un David que le ganó a Goliat. Google tuvo que comprarlo. #exploralo

¿Qué hace que esta aplicación tenga tanto crecimiento? Que la hace diferente? ¿Porque crece exponencialmente?…simple WAZE  es una comunidad de informantes en tiempo real que avisa desde la situación de la vía, controles policiales, cortes de tránsito, accidentes hasta el más competitivo precio de combustible en cada zona que pasarás en tu recorrido… y todo aportado por otro par, colega conductor.

El israelí Uri Levine, su creador, repite como un mantra, su padre nuestro del logro en este cambio de época.

“ Enamórate del problema las soluciones buenas salen de problemas bien encontradas, si fracasas hazlo rápido, aprende mucho y satisface a tus clientes ellos no tienen razón …son la razón”

Uri es un auténtico EMPODERADOR DEL CONSUMIDOR. El sabe que la nueva era es la era del consumidor sobre el productor y si nuestros esfuerzos no están en esa dirección la existencia de cualquier emprendimiento o viejo negocio, simplemente huelen a cala.

Waze tiene alta popularidad en la inmensa cantidad de países aunque en aquellos donde hay alta congestión más, un límite es la conectividad y acceso a internet, eso hace que en Argentina sea uno de los países que más tiene por crecer, nuestro atraso es significativo en la comparación global.

Todo empezó con el tema del tránsito pero se fue expandiendo y hoy aquel ya viejo sueño israelí se está convirtiendo en un auténtico atlas de información de alto valor, ya que se puede saber desde errores típicos de infraestructura hasta zonas de alta vulnerabilidad social.

Waze sigue evolucionando, como toda comunidad. Ya incide en evitar congestiones conectando a personas que viajan a mismos lugares promoviendo car pooling o car sharing entre otras decenas de beneficios sociales.

Waze es hija de un malestar de su creador ”Detesto que tal cosa me pase, voy a cambiarlo y no solo lo hare por mi sino para todo el mundo.” Y así Uri  Levine la crearon, la vendieron y siguen buscando problemas que afecten a millones de personas para seguir desarrollando soluciones de escala global.

Con esa mentalidad también crearon Moovit la plataforma colaborativa de información estratégica de servicios públicos de transporte que está en más de 100 ciudades del planeta, también FeeX aplicación de análisis financiero global, también Engie un optimizador de mantenimiento de autos o Fairfly que ayuda a ahorrar en vuelos.

La fórmula es la misma, crear comunidades empoderando al consumidor a través de la generación de un entramado de “advertidores” de peligrosidades y de oportunidades. #exploralo.

Estos emprendimientos y sus éxitos certifican que no hay soluciones individuales para problemas colectivos.

Ya es tarde en la zona del mar muerto, mañana parto al límite con Egipto y la “comunidad de advertidores” ya dejó mensajes, duermo tranquilo, mañana llegaré a Eilat y festejare ser parte de una auténtica red social de conductores colaborativos.

¿De cuantas comunidad de advertidores formas parte?

Don Conrad Hilton.

Estándar

“Cultura es lo que queda después de haber olvidado lo que se aprendió”

Maurois, André

Washington D.C. , es una de esas ciudades donde la historia viene de turismo y… toda junta.

Es un lugar donde en cada esquina se respira el cuidado por custodiar la sabiduría.

Y como toda ciudad memorable, alberga un sinfín de contradicciones, como el ser humano mismo.

Una ciudad blanca llena de negros, una ciudad señorial llena de mendigos que se agolpan en las esquinas ; en esos vértices hay más calor, pues allí están las salidas  de los vapores del metro y los “homeless” aprovechan este  otro subsidio.

En Washington D.C. asombran las paradojas, una rara mezcla de legalidad e ilegalidad, de derechos civiles y de gente desamparada, de éxito americano y recuerdos de todas las derrotas con cada una de las listas de los caídos en las guerras e invasiones del águila americana.

Una ciudad que te invita a celebrar la libertad y a cuidarte de los que te pueden estar espiando, hasta en el mismo capitolio hay un lugar “secreto” que se puede escuchar que hablan los de la bancada del partido opositor.

Una ciudad diseñada en abstracto como nuestra ciudad de La plata. Aquí con sus   trazados geométricos te muestran concretamente la visión de la magia masónica, que la lleno de signos. Signos que acompañan a los turistas sin que remotamente se den cuenta .

Un lugar de fidelidad  que puede estar cuidado por Bill Clinton. Un obelisco custodiado por la Lewinsky.

Un lugar que hace flamear la importancia y el derecho a la privacidad con el recuerdo del escándalo Watergate.

Washington representa toda una síntesis cultural de un país de paradojas y ambigüedades por doquier y no por ello menos  importante para conocer y explorar.

Elegí  mi experiencia en esta ciudad para compartir un aprendizaje de CULTURA ORGANIZACIONAL.

Llegue al HILTON, aquel famoso, el de la calle 16 th NW  al 1001, el mismísimo donde Ronald Reagan  sufrió un atentado mientras salía, en el mismo lugar como toda cultura americana, puso una señal  bien marcada sobre la laja gris de la entrada, informando… aquí pasó esto y por supuesto siempre hay gente sacándose fotos, como corresponde a esa cultura que de cada acontecimiento  hace un souvenir y lo……vende.#exploralo.

Podemos decir que no hay organización sin cultura y es por ello que siempre está la cultura representada en las acciones de la organización, me gusta sintetizar que la cultura responde a una pregunta simple……..Cómo se hacen las cosas por aquí?

Y hablando de ello les comparto como se hacen las cosas por el Hotel Hilton de Washington….

Llegue al hotel alrededor de las 11:00 hs en el frío mes de Enero, por las calles se notaba el hielo petrificado y brilloso, los caminantes son como pequeñas chimeneas andantes, con sus alientos avisaban que el frío estaba allí,  libre sin nada que lo detenga y tampoco el se marchara.

Los autos se mueven lentos y precavidos, los buses casi todos metalizados como si fueran grandes heladeras circulan formando un paisaje alineado.

 Las casas victorianas  juegan a las escondidas entre las calles de pendiente suaves. Las  verjas de un blanco inmaculado marcan la frontera de la defendida propiedad privada. Hasta  las casitas del correo están nevadas.

-Allí arriba está el cementerio famoso donde descansa el sueño eterno J.F.Kennedy– el chofer del taxi me cuenta, en este país  los próceres no descansan en paz  ni  cuando mueren, sino,  todo lo contrario, deben seguir trabajando como faros que iluminan el futuro de la gran nación… pobres ni siquiera allí, el Q.E.P.D, se puede cumplir.

Un amigo empresario, me dice, que una vez muertos estos lideres se vuelven mas locuaces y sabios pues empiezan a decir cosas que nunca antes dijeron… eso es visión post mortem #exploralo.

Después de unas vueltas, llegamos al hotel, antes de descender , ya un equipo de conserjes se hicieron cargo de mi y de lo mío, cuando quiero hacerme de mi mi valija ya no estaba, asustado pregunto y me señalan que la estaban llevando al mostrador de recepción.

El conserje calibro mi preocupación y aminoro la marcha buscando que en todo momento pueda tener en vista a mis bultos.

En el mostrador un montón de dientes blancos con caras me esperaban como si me hubiese demorado en visitarlos y me estaban esperando desde hacía días.

La ficha de visitante estaba totalmente llena y solo me la dieron para que verifique si los datos eran los correctos, solo faltaba mi firma.

Bombones de pasta de maní envuelto con inscripciones del hotel,  llenaban una burbujas de vidrio que hacían de caramelera.

A unos metros, otra ristra de dientes con ojos, enfundado en un impecable tapado azul oscuro sosteniendo mi equipaje, que no tocaba el suelo, me esperaba con un gesto propio de un amigo que me invita a pasarla muy bien en su casa.

Cumplido lo administrativo, todo el plantel   mira al que tenía la valija y a mi. Una de las mujeres que en su pecho tenía un distintivo que decía su nombre, me presenta al equilibrista de la valija, lo señala con un gesto digno de un director de orquesta, mientras me invita a que me deje acompañar  a la habitación.

Todo el equipo me miraba mostrando su alegría que me confundía ya que ni en mi casa  me esperaban con tantas ganas.

El conserje en ese pequeño tour, me va contando del hotel como si fuera un paisaje y todo lo que me informaba me hacía pensar que Washington, poco más vendría a tomarse un café al lobby, que afuera hacía frío pero la calidez del hotel derretía cualquier nevada, que la alegría venía a hospedarse allí, hasta me explicaba que la máquina limpia zapatos en cuestión de segundos dejaría mis botas impecables, me las mire, pensando que estaba sucias pero estaban limpias.

Llegamos a la habitación, abre la puerta, me deja entrar primero, mientras  que con dos dedos pone la tarjeta en el dispositivo  como si estaría dando comienzo a una sinfonía y casi al mismo tiempo  se prenden las luces de la habitación conjuntamente con la música funcional, mi guía, respira profundo como gozando el confort de la habitación.

Me muestra el manejo de las luces, la música, la TV gigante, la radio y en menos de un minuto un tour por el baño me hace sentir que sólo allí podría estar todo el tiempo. Hasta el tapón del jacuzzi luce impecablemente brilloso más en esa mano negra literal que se empecina en seguir gesticulando como danzando lo mejor de Bach.

Realiza todas las cortesías, y con otro gesto musical mete su mano en un compartimento de su chaqueta con botones dorados y saca una tarjeta personal institucional poniéndose a mi disposición y con un toque a su galera se despide de frente a mí, retrocediendo hasta que cierra la puerta y en ese mismísimo momento como por arte de magia se enciende automáticamente el televisor y aparece la imagen de un señor que reconozco de tanta bibliografía leída… era el mismísimo CONRAD HILTON  que en un discurso en inglés, traducido al español decía literalmente

-Estimado huésped, bienvenido al HILTON HOTEL, que ahora es su casa, todo está listo para su placer, estamos preparados para que su estadía sea memorable, espero que MI PRINCIPAL SOCIO  el botones lo haya acompañado con excelencia, estamos a su disposición. Que disfrute la estadía.-

 ESO ES CULTURA. Sin palabras. Las conclusiones por tu parte querido lector.

¿Qué haces todos los días para hacer visible la cultura de tu organización/familia?

¿Cómo se hacen las cosas por tu casa, empresa, club, iglesia etc.?

¿Quién es tu principal socio que evidencia la cultura?

¿Qué contracultura tienes que eliminar de la organización?

Fajame la identidad.

Estándar

“La identidad estética viene en auxilio de lo no idéntico, de lo oprimido en la realidad por nuestra presión identificadora.” Theodor Adorno.

EL SER Y PARECER SUENAN PARECIDO…PERO…

La vegetación de Medellín es abundante por donde se la mire.

La bandeja paisa, el plato típico, tiene un surtido y una cantidad que te hace aumentar de peso en un solo almuerzo.

Las cumbias de Antioquia son el resultado de una cantidad de instrumentos que despiertan hasta a los muertos.

Colombia es abundante, nada por aquí es austero, hasta las situaciones mínimas se escalan. Medellín, una ciudad líder en innovación, cambio y transformación invita a visitarla para ver su milagro. Desde el viejo récord de la exuberancia de la droga con los mega comerciantes de la muerte al mega disfrute de los bienes públicos de calidad que hacen de esta ciudad un faro de cambio cultural en toda sudamérica.

Aquí  la nada es mucha y lo existente es demasiado. Medellín es mucho siempre.

Mientras recorro, empiezo a notar como se repiten una serie de negocios y propagandas de ciertos temas. Busco el hilo conductor y es la omnipresente cultura de la estética.

Las clinicas de cirugias remodeladoras, los lugares de pedicuria, las peluquerías, los avisos de dietas y las cadenas de ventas de fajas, hacen de mi caminata una intriga que me lleva a explorar tamaña simbología que nunca vi en ningún país, como aquí.

#Dominguero. "La identidad estética viene en auxilio de lo no idéntico, de lo oprimido en la realidad por nuestra presión identificadora." Theodor Adorno.

Colombia lidera el millonario mercado mundial de laROPA DE CONTROL que es la venta de fajas reductoras, moldeadoras etc. Solamente China lo supera y solo por el momento, ya que aquí están en una poderosa expansión, creciendo un 20% al año en producción. #exploralo.

Por supuesto, ingreso a preguntar y un colombiana de impecable maquillaje, uñas de hollywood y cintura de avispa me hace navegar por el mar de posibilidades de la lencería de control.

-Tenemos de todo señor, desde las invisibles fajas, pasando por las maternales o las quirúrgicas, aunque nuestra especialidad son los brasieres de control, las de cinturilla, los busties y las levanta colas.-

A esa altura de la explicación, empecé a sacar alguna  conclusión, sobre todo recordando la experiencia de Vietnam donde en lugar de levantacolas había venta de “colas postizas” y claro estamos en sudamerica aqui no es un tema de escasez, es un tema de abundancia muchas veces hay tanta… que se puede caer. #exploralo.

El tour de lencería siguió largo rato y los corpiños de apriete juntamente con las panty modeladoras y las camisetas “invisibles”, me llevaban a preguntar si al ponerse estos verdaderos dispositivos…¿no haría falta un pulmotor?.

Colombia exporta 50 millones de dólares en fajas, aparte del mercado interno. #exploralo.

Colombia vende 11 millones de dólares en tés adelgazantes y 75 millones de dólares en suplementos dietarios para pérdida de peso.#exploralo.

En Colombia se realizan 300.000 procedimientos de cirugía plástica, fundamentalmente en liposucción, aumento de busto y abdominoplastia. #exploralo.

Sigo caminando y ya voy llegando al destino deseado la plaza Botero. Antes de entrar a este auténtico museo-parque a cielo abierto, muchas personas ofrecen pesarse. Nuevamente aparece esta obsesión por los pesos.

Y ya empiezo a ver otra cosa. Me envuelven las gorduras de las 23 esculturas del gran maestro, aunque él dice que nunca diseño gordas sino que su arte es un himno a los volúmenes.

Todas sin excepción me sacan una admiración me fotografío con la de Adán y Eva, como queriendo sintetizar el prólogo de la epidemia mundial.

El arte, esa herramienta que todo lo cuenta y no es una casualidad que esta línea conceptual sea tan pero tan Colombiana.

Exploró en conversaciones con amigos paisas (oriundos de Medellín) este tema de la estética que controla la voluminosidad y esta contracultura de Botero.

-Isra compadre, los ascensos sociales en Colombia son insignificantes, la estratificación social es fuerte, férrea y las mujeres tienen como opción ser bellas o convertirse en bellas para que alguien de una clase superior se fije en ellas y puedan hacer el milagro Colombiano saltar de standart social.-

Me voy despidiendo de las gordas y siento que que hay una Colombia ajustada, controlada y contenida en donde la libertad y la prosperidad tiene mucho de estético. #exploralo.

¿Qué será más efectivo invertir en SER o en PARECER ?

Hasta Siempre Ernesto.

Estándar

“Como latas de cerveza vacías y colillas de cigarrillos apagados, han sido mis días. Como figuras que pasan por una pantalla de televisión y desaparecen, así ha pasado mi vida.”  Ernesto Cardenal.

QUE FENÓMENO LA TRAICIÓN, SIEMPRE LA LLEVA A CABO ALGUIEN QUE COMIÓ CONTIGO.

Ernesto cuénteme de su participación en la revolución Sandinista con Ortega.

En ese mismo momento todo cambió, un silencio estrepitoso inundó el cuarto, sus ojos se quedaron fijos, capturó aire, lo máximo que pudo, tocó mi mano con fuerza y hasta el silbato se escondió en los pliegues de la camisa, presiento se aproxima la batalla…

Mira Isra, sin miramientos te lo digo y que se siga enterando el mundo. Ortega es un traidor, traicionó lo más importante, traicionó a la revolución sandinista.

-¿Cómo está pasando esta situación?-

-Estoy siendo perseguido desde hace años, con difamaciones, juicios y embargos sobre la nada que tengo.-

-El mundo se entero que soy un perseguido político aquí en Nicaragua. Perseguido por el gobierno de Daniel Ortega y su mujer, que son los dueños de todo el país, hasta de la justicia, de la policía y del ejército.-

Intento sacarlo de la angustia. Pero vuelve a la carga.

-La revolución dejó una herencia bella e irremplazable. La revolución es evolución acelerada. La velocidad con que se logró reducir el analfabetismo del 50.35% al  12.96%, eso lo puede hacer solo una revolución. Mi hermano Fernando fue artífice. Como sabrás él murió también traicionado por Ortega.-

-Si Ernesto, lo recuerdo, Fernando también fue sacerdote y participó con usted en el proceso Sandinista.-

-Si, pero bueno hay que seguir pues  “Toda revolución nos acerca al Reino de los Cielos, aún una revolución perdida. Habrá más revoluciones» concluye con su visión poética profética.-

El poeta se da cuenta que entro en otro voltage, su asistente intenta calmar el clima.

Ernesto, ¿que está leyendo actualmente?- Busco deliberadamente poner otro tema.

-Estoy releyendo a un compatriota tuyo. A Borges con su Alef.- Toma el libro y me lo pasa. Lo abro y me salta una frase.

“Oh dicha la de entender, mayor que la de imaginar o la de sentir!

Respiro como queriendomela tragar.

-Isra tal vez puedas conseguir en Argentina algo que quiero estudiar… las cartas de Victoria Ocampo a Thomas Merton.-

Y me da pie a mi estocada esperada .

-Si Ernesto sera un placer conseguirla y entregarsela… en Argentina, quiero invitarlo a Córdoba, ya que en Marzo se realizará el Congreso de la Lengua y estoy queriendo armar el CONTRA CONGRESO donde se hable de todo aquello que el imperialismo castellano no hablara y sería fundamental su palabra.-

Ernesto me mira con picardía de abuelo cómplice que le gusta el desafío.

Me ilusiono,  lo empiezo a imaginar en Córdoba aglutinando a jóvenes con sus ideas cósmicas, mientras el rey de España sigue con su cosmética.

-Ay Isra, mi salud me lo impide. Ya no puedo aguantar un viaje en avión.-

Lo entiendo. Se hace un silencio. Seguimos hablando de otras cosas.

Ya me empiezo a dar cuenta que tiene que descansar de mis irresponsables audacias.

Su asistente, invitando a sacarnos unas fotos me avisa que ya es suficiente. Le traen la boina, se la pone sin acomodar. Nos fotografiamos.

-Isra quiero decirles una cosa importante.- Hace un silencio que deja todo en suspenso.

-Ustedes dos pueden correr peligro ( estoy con mi compañera Jimena) por haber venido aquí, los lo pueden seguir. Tengan cuidado mucho cuidado, estamos en una dictadura. A mi no me mataran.-

Lo saludo interminablemente. El poeta queda en su mansión de lo necesario.

Pasamos por la sala donde están las esculturas. Empieza a costarme ver con nitidez, estoy llorando. Un encuentro almico y trascendente sucedió.

Me doy cuenta su advertencia, me cambia la emoción. Enjugo mis lágrimas, necesito ver con claridad para cuidarnos.

Hasta Siempre Ernesto !!!

…Comienza el plan para salir de Nicaragua sanos y salvos.

.

El silbato de la conciencia.

Estándar

“La naturaleza había hecho un gran error al darle la juventud a los jóvenes, porque los jóvenes no sabían aprovecharla. La juventud debería ser para los viejos, porque sólo uno estando viejo sabía aprovechar la juventud.” Memorias de Ernesto Cardenal.

-Hola Ernesto inmenso placer.-

-El placer es mío- Me contesta con su mano extendida que me invita a sentarme a su lado.

Inmediatamente comienza una sinfonía de conceptos, a través de su majestad la palabra que todo lo abre irreverentemente.

Me asalta la vieja foto de su bunker. Hoy hay menos todavía. Parece que cada vez necesita menos.

Ernesto me recibe en su todo necesario. Es su habitación, donde una cama tendida en una esquina le hace compañía a una hamaca nicaragüense. En el escritorio cinco libros y un Ipad se integran en una danza analógica y digital.

El poeta está sentado en un sillón marrón, en bermuda y crocs como si tendria que ir al mar que tanto ama. Me hace acordar al cristo de su comunidad aquel crucificado pero vestido con jean y zapatillas. Su famoso cristo de Solantiname que pintaron sus colegas campesinos.

Su camisa blanca impecable absolutamente alineada con esa cabellera indomable al peine. En él, es todo mansamente indomable.

Viste su camisa inseparable, igual que aquella con la que recibió los retos de Juan Pablo II.

De su cuello cuelga algo, pensé que era un rosario, me detengo a observar qué es y descubro un SILBATO, como el de los referís, el cura revolucionario sigue haciendo “llamadas de atención” no solo para lo cotidiano sino para la humanidad que se empecina en continuar con la ceguera y la sordera, mientras los pueblos siguen clamando un nuevo mundo.

-Ernesto usted me inspira desde mi infancia, hábleme de su inspirador el monje trapense Thomas Merton, su maestro espiritual.-

 Me mira asombrado, sus ojos que me dicen…-De donde sacaste eso? Ernesto no sabe que desde siempre busque saber quien inspiró a los que me inspiraron #exploralo.

-Pues mira Isra, el me enseño, lo importante que es…el desapego. En aquellas épocas esto era una forma de contracultura con respecto a los jesuitas que se caracterizaban por la acumulación. –

-El también decía que la vida en el monasterio no tiene sentido, dar tantas vueltas sin estar conectados con la vida cotidiana.-

Ernesto mueve sus ojos como revisando si su vida es desapegada.

Me seduce a mirar su habitación, una fidedigna muestra de congruencia. Aquí hay lo necesario y nada más. #explorate.

Ernesto solo necesita lo que se ve alrededor y desde que tiene Ipad esta mucho mas liviano. #explorate

– Con Merton confirme la importancia de la vida comunitaria y me lance al desarrollo de la comunidad de Solentiname.-

Ernesto, en mi adolescencia viví en un kibutz fue la mejor experiencia comunitaria de mi vida.- Le comentó orgulloso

-Claro una comunidad es la plenitud misma. En Solentiname nuestra comunidad era un Edén de evangelio y arte.

-Allí discutiamos todo el tiempo, acerca de… dar de comer al hambriento, vestir al desnudo, enseñar al que no sabe, dar vivienda al que no la tiene. Paso tanto tiempo y los faltantes de los pobres siguen siendo los mismos.

-La palabra revolución asusta pero hay que revolucionar para crear caminos nuevos, eficaces, con mucho amor; para fundar un mundo más justo. Donde la gente piense menos en el dinero, el poder, el prestigio social, y más en realizarse como seres humanos.-

Cada frase de Ernesto tiene la contundencia de un disparo que da en el blanco de las cosas oscuras de la humanidad. De aquellas cosas malas que tan bien hechas están.#exploralo

Y sigue ametrallando :

-Cada uno, de acuerdo con su tiempo, su tierra, su coyuntura histórica, debe encontrar el camino para el cambio. No es tan difícil.-

Ya la charla se convierte en una clase de compromiso social.

Ernesto le traje un trabajo mio para que escuche y un libro de un querido amigo, Santiago Kovadloff que se titula “Locos de dios”.-

Ernesto nuevamente  sonríe lleno de placer, acaricia los libros como queriendo que ingresen inmediatamente a su ser. Esa obsesión que tenemos los que amamos las letras.

Conversamos y conversamos buscando la profundidad de un océano en estos tiempos de masiva valoración de los charcos. Siento como con una palabra puede subirme a un viaje de conciencia que no tiene regreso.

Sus manos se mueven pausadas pero certeras, como las de un francotirador que apunta instintivamente.

-¿Cómo encontró la misión de su vida?-

-Fue un proceso, mi primera vocación fue la poesía que me llevo a amar a muchachas y a sus bellezas, luego mi propósito fue amar a Dios, ese amor originó amar a los pueblos y alli nacio mi sentimiento hacia los pobres, amarlos para que se amen y hagan el cambio a la dignidad. Eso me llevo a pregonar el mejoramiento de la humanidad, del planeta y por ende del cosmos.-

-Sabias que estoy haciendo poesía científica, poesia cosmica, es mi gran aporte en esta parte final de mi vida.-

Y recita con su vos ronca…

¿Qué hay en una estrella? Nosotros mismos.
Todos los elementos de nuestro cuerpo y del planeta
estuvieron en las entrañas de una estrella.
Somos polvo de estrellas.

-En definitiva ante la nada absoluta que somos, lo importante es amar al prójimo, el ateo puede ser ateo pero si está amando al prójimo está amando a Dios, aunque no crea en él, pero los que creen en Dios y no ama al prójimo no están amando a Dios.-

En el acto pasan por mi mente un monton de gente “creyente” y me gana la sonrisa.

-¿Resultó muy humillante cuando el Papa Juan Pablo II lo retó y le saco la posibilidad de administrar sacramentos?-

-No. En absoluto. La suspensión prohíbe administrar sacramentos. Mi vocación no era ésa, sino siempre fue predicar el evangelio.-

Inmediatamente se adelanta a mis inquietudes. Y sentencia:

-El papa Francisco, está haciendo un revolución aunque NO es revolucionario más bien es cuidadoso, pero está haciendo una revolución sus gestos son claros.-

Ernesto cuénteme de su participación en la revolución Sandinista y la situación actual con Ortega.-

En ese mismo momento todo cambió, un silencio estrepitoso inundó el cuarto, sus ojos se quedaron fijos, capturó aire, lo máximo que pudo, tocó mi mano con fuerza y hasta el silbato se escondió en los pliegues de la camisa, presiento que empieza la batalla.…. (continuará el próximo martes.)

El pájaro de mi vida. 1/3

Estándar

” Yo que he tenido la mala suerte que Dios se enamorara de mí. He quedado fuera del juego erótico.” Ernesto Cardenal


LOS PÁJAROS NACIERON PARA MOSTRAR LIBERTAD. Nunca me dejaron jugar a trampear pájaros en mi infancia. Siempre me intrigaron los pájaros y en esas siestas censuradas de tramperas, me quedaba a leer lo que encontraba a mano.

Fue así, que en mis ganas de saber y tener un pájaro, descubrí en casa un libro sobre Cardenal y pensando que era información de aves empecé a leerlo…y resultó ser que me encontré con el pájaro de mi vida. Una travesura que atraviesa mi vida desde los 7 años.

Lo primero que empecé a leer fueron sus versos portadores de una cadencia única que hacía estragos en mi imaginación de niño ,así ingresó el POETA ERNESTO CARDENAL

Solía venir a casa el cura del pueblo y lo comparaba con MI cura, ese que lo leía con devoción y curaba mis ansias de un mundo mejor, ese curador fue el CURA ERNESTO CARDENAL.

El tiempo me hacía crecer y lo fui siguiendo en las noticias. Hablaban de una revuelta para derrocar a un tirano , en esa guerra sobresalía la imagen de un barbudo y ese era el REVOLUCIONARIO ERNESTO CARDENAL.

ERNESTO CARDENAL,POETA, CURA y REVOLUCIONARIO, pero sobre todo para mi, MI MENTOR, desde aquellas infantiles épocas de pantalón corto y en donde una búsqueda de pájaros me encontré con el mejor canto.

Ernesto me consoló en los momentos de un amor fallido con su…




Ernesto me hizo dar cuenta que se podía re-escribir el pasado, re-interpretar la vida con una mirada absolutamente comprometido con el momento histórico. Ernesto me enseñó a no ser testigo de una época sino a comprometerse con el protagonismo y eso fue con sus salmos para el siglo XX.

Ernesto fue el primero que me concientizo sobre lo que el patriarcado y el mercado hace con las mujeres,  a través del memorable poema sobre Marilyn Monroe.

Con la voz del pájaro.

Ernesto me enseño que el poder, es una cuestión del momento y que el compromiso y la congruencia supera cualquier tiranía, recuerdo aquel momento, cuando el dedo acusador del Papa Juan Pablo II, lo defenestró públicamente y él como todo revolucionario …rodilla en tierra se la banco como nadie ante el “popular” pontífice.

Pasaron ya 36 años y la justicia va llegando. #exploralo.

En esta siesta de Diciembre, Managua está caldeada. Estoy llegando a la casa de mi mentor, su colaboradora con una sonrisa me espera en la puerta.

-Bienvenido Isra, el poeta lo está esperando.-

Mi corazón se revoluciona, mis palabras se hacen rima y mi fe me toma examen.

Ingreso por la sala de las esculturas que también realiza Ernesto, una gran biblioteca me  hace acordar aquella de donde saque el viejo libro de tapas verdes para encontrarme con el cardenal .

Allí está la puerta, detrás de ella está Ernesto Cardenal, el poeta, el cura y mi mentor.

Respiro profundo, muy profundo, sujeto mis lágrimas, se aproxima un momento único…me encontraré con el último revolucionario congruente en vida…

(Continua el próximo domingo)

Discurso sobre las estrellas.

Estándar

“El hombre es un cosmos pequeño y el cosmos es un hombre grande “

Muhammad Iqbal . 

PARA IMAGINARSE NADA MEJOR QUE MIRAR PARA ARRIBA.En aquellos veranos ardientes donde por las noches dormíamos en la terraza junto a mis padres y hermanos era toda una aventura. Mi tía del campo con sus adivinanzas exigía encontrar la respuesta y me enseñaba a no claudicar.

Tía, tía me rindo…dígame cómo es ?– le suplicaba

Nooo Israelito hasta que no la descubras no hay otra adivinanza.

Y así podían pasar noches y noches buscando acertar.

Ella me enseñó … el que abandona nunca gana y el que gana nunca abandona.#exploralo.

Mientras la noche seguía su curso y las conversaciones no paraban, la tía Honorata, empezaba a contar leyendas temerarias que me hacían tiritar -como si fuera pleno invierno- mientras empezaba a encogerme y a acorrucarme al lado de mamá, hasta que el sueño le ganaba a la pesadilla.

La tía era una superstición caminando. Me cuentan que cuando nací, hacía pasar la pata de una pollito en mi pie de recién nacido para que sea caminador y nunca me detenga.#exploralo.

Ella me enseñó a explorar el cielo.

¿A ver a ver a donde están las tres marías? ¿Y las 7 cabrillas? ¿Y la cruz del sur?

Con cada desafío que me ponía, me convertía en un auténtico amante del cielo. Ella todas las noches me abría el telón del espectáculo más bello que mis ojos ávidos de búsqueda podrían tener.

Hoy estoy aquí en Jaipur (India) experimentando en el observatorio astronómico a cielo abierto más famoso del mundo, el Jantar Mantar (espacio para calcular) creado por el marajá Jai Singh II (1688-1743) un amante de la Astronomía y la arquitectura que se empecinó en construir instrumentos de medición cósmica con mampostería.

Camino entre la mágica serie de elementos imaginándome el placer de aquellos que hace tantos años miraban hacia arriba para ver más que estrellas.

Y así me encuentro con el ASTROLABIO (buscador de estrellas) más grande del planeta tierra, con sus 2 metros de diámetro y 400 kilos de peso, una autentica joya para medir con exactitud la posición, la altura de las estrellas y hasta los horarios, fue  a su vez un instrumental especial para navegar o para saber la orientación a la Meca y los horarios de rezo.

Sigo jugando a perderme entre estos elementos para ubicarse.

 Aquí mismo está el famoso GNOMON es objeto alargado que proyecta una sombra que nos permite saber horarios y latitudes, este también es el más grande del planeta con sus 44 metros de base y 27 metros de alto. Me quedo largo tiempo mirando sus proyecciones de exactitud meridiana, exactamente  mueve su sombra 4 metros por hora y  es utilizando, entre otros servicios, sirve para  predecir las cosechas venideras.

Empiezo a ver a muchas parejas que visitan este parque cósmico y sobre todo recorren las 12 estructuras gigantes que representan los signos del zodiaco que están orientados exactamente hacia sus respectivas constelaciones, aquí las parejas vienen a consultar si la unión de acuerdo a sus signos será fructífera y cuando sera mejor casarse.

La astronomía y la astrología tienen un noviazgo no correspondido para los científicos, pero para los adivinos…es un amor inseparable.

La primera es la ciencia que estudia el universo en su conjunto a partir del análisis de las posiciones, movimientos, estructuras y evolución de los astros. Para ello se emplea el método científico y la segunda es una disciplina pseudocientífica que trata de predecir los acontecimientos de la vida humana en base a los astros y su posición en el cielo. Por lo tanto, la astrología está basada en una serie de creencias que establecen una relación entre los seres humanos y las posiciones de los astros en el firmamento.

 Mientras sigo caminando por la zona y pensando en esta rencilla veo como los sistemas de creencias pueden generar una capilaridad de veracidad que no siempre los métodos científicos logran convencer. #exploralo.

Busco la definición etimológica de astrología proviene del latín y está compuesta por las palabras /astron/ ‘estrellas’, y  /lógos/, ‘tratado’, ‘discurso’.  Por lo tanto, , la astrología es «el discurso sobre las estrellas».

Vuelve a mi el recuerdo de la tía Honorata…la del campo, la que nunca fue a la escuela, la que nunca supo del método científico, recupero sus arrugas, el pelo entrecano, sus lentes de carey, el batón de florcitas y sobre todo su sabia picardía para mantenerme imaginando permanentemente.

Vuelven a mí, aquellas noches “al sereno” cuando con el dedito gordo del pie apuntaba a las estrellas encontradas y siento que… ya estuve aquí hace más de 40 años.

¿Sabias que si apuntas al cielo, siempre… siempre darás en el centro? #exploralo.

El imperio del tren .

Estándar

“Viajar es un ejercicio con consecuencias fatales para los prejuicios, la intolerancia y la estrechez de mente”. – Mark Twain

Un billete en ingles e  Hindi  promete que mi tren a Nueva Deli, parte del anden 1 a las 19:15 .Presuroso le dije a mi chofer que quiero estar una hora antes para ver la India sintética la de una estación de tren.  Sing (el chofer) con su sonrisa permanente me dice:

 -Aunque llegue 5 minutos antes igual tendrá tiempo.-

 Me llamo la atención de cómo llegando sólo 5 minutos antes podría percibir todo lo que pasa en una estación en la India,  no obstante una hora antes de la partida estipulada me llevó a la estación central de Varanasi.

Con un saludo reverencial como si despidiera a un británico que se va para volver,  extendiendo mi mano, a este compañero de tantos kilómetros recorridos, me despido con una mezcla de seguro nunca más nos volveremos a encontrar o tal vez mañana en algún lugar recóndito de esta caja de sorpresas que es la vida nos entrelazaremos en otras interminables y parsimoniosas charlas mientras gastaba mis siete vidas con su conducción ….pero esto amerita otro capítulo.

Al darme vuelta me da la bienvenida un edificio inmenso, adornado con cientos de guirnaldas en colores verdes, blancos y rojos . Los colores de la bandera , ya que mañana es el día de la república y todo debe estar alineado.

Y allí mismo donde mis ojos repletos de imágenes, necesitan parpadear para abrir nuevos archivos..me reciben miles y miles de personas, vacas, monos, autos, motos y nada de lo que una mente occidental pueda estar preparado para  ver.

Asombrarse de todo este caos organizado que se llama viajar en tren en India

Y a ese mar,  los invito a participar,  preparen retina, nariz, emociones y estómago .

Me acerco al inmenso cartel de información verifico el andén  de mi tren y…atención,  en el acto me di cuenta del último aprendizaje que me dejo mi coach hindú…Sing…mi tren tiene una demora de 4 HORAS!!! Tiempo suficiente para vivir la India desde una estación de trenes

Confieso que lo primero que me salió, es una puteada de las mías, maldiciendo a Gandhi y su liberación de los ingleses,  ya que esto, que fue diseñado por británicos, no tiene nada que ver con la famosa puntualidad.

 Pasada mi merecida catarsis y disculpándose con mi rara ofrenda a mahatma, me dispongo a aprender.

-Que hago en 4 horas aquí?

Aprender Isra aprender!!!   Me decía mi anterior o próxima reencarnación 

Inmediatamente en mi mente inquieta salí y busqué un lugar libre en algún banco…encontré el banco más grande del mundoooo…..una alfombra color gris casi negro…era el suelo, nada más que ese suelo lleno de mugre, tierra y cuanta cosa puede estar en el, donde pasan casi 500 000 personas por día más…los animales .

Debe ser muy buena la alfombra que para el colmo está ocupada totalmente.

Miro buscando y preguntándome qué hago allí y solamente una sonrisa me sale y mi ya conocida internamente…es lo que hay! me lanzo a vivir lo inevitable.

Encuentro un lugar debajo de un cartel que publicita no se que, espero que no diga algo complicada para él que se sienta abajo y desde ese espacio donde todos estamos a la misma altura, se puede ver como un mar de gente, en donde no hay olas solo calma, una calma que no condice con los que llegan que aportan su catarsis al confirmar sus demoras y a todos un poco más un poco menos , unos minutos le ofrendan a alguien por la situación y hacen lo mismo…se van calmando, los ojos salen en cacería de lugar , se hacen espacio y se preparan para el gran ritual hindú en todos los espacios… prepararse para  hacer… NADA.

En esa nada, que es lo único que entra en el vacío hay que encontrar lugar dentro de ese caos ,vaciando lo que no nos permite recibir, vaciarse y vaciarse.

 Y como todo lo que sucede conviene… conviene que salga a dejar entrar esta India avasallantemente impactante.

En este espacio,  la organización de un tumulto es una definición romántica,  aquí el caos viene a pasar sus vacaciones .

Aquí está una de las síntesis de un país desbordante que ya se auto proclama ser un sub continente.

Estimo que estarán ansiosos por saber qué pasa aquí en detalles ,solo estoy demorando para que sientas la ansiedad que cualquier occidental pasa. Es una pequeña licencia que me doy…pero vamos acompáñame .

En este campo de concentración,  pues es necesario estar así, porque en cualquier momento la demora anunciada te avisa que está saliendo tu tren y velozmente tendrás que salir de meditación-

  Allí mismo aparece un leproso con sus pies carcomidos, arrastrándose casi limpiando la alfombra de tierra extendiendo su mano y mirándote con un solo ojo entrenado para la súplica y cuando recibe su limosna recién abre el otro, se va moviendo con una danza pendular, pasa al lado del vendedor de diario, que vocifera con gritos largos mientras que le compran para leer, pero más para acostarse sobre las noticias que hablan de una India prospera en la que ellos poco participan.

 Aparecen  hombres de la mano, una costumbre local, parecen jugar a la farolera, buscando que levanten la barrera..no hay coroneles, sólo policías con largos palos para poner orden desde distancia,  con sus máuser sacados del museo pasean erguidos sabiéndose de una casta moderna privilegiada.

El vendedor de plástico,  hace su día con  los que les alcanza para más que el diario y ese pedazo va al suelo donde ya tirando una pashmina se puede dormir hasta el final del efecto del “pan”.

“Pan” es una mezcla de tabaco Ashis, chocolate y especias que literalmente, los de estas tierras están masticando TODO el día y cuando no lo mastican lo escupen en cualquier lugar quedando regado el suelo de una mancha roja que hace dibujó a nuestra ya amiga alfombra de suciedad.

Los errantes una gran cantidad de seres que en sus atuendos de sólidos e intensos colores, marchan a ningún lado pero con paso firme, solo acompañados por un palo como compañía buscando el nirvana, mientras una limosna les recuerda, que hay que poner algo al estómago, que no sabe de by pass gástrico .

Los lustrabotas trabajando en equipo, de repente te encontrarás con un poco de mierda de vaca en tu zapato justo cerca de uno de aquellos , increíblemente buscas  que te limpien y saquen ese nauseabundo olor. 

Descubrir esto me causo mucha risa, es que el socio del lustrador, con un palito flexible le va tirando a los prospectos con puntería inigualable el regalo de la reencarnación del dios Shiva, (para poner una metáfora)…eso es trabajo en equipo.

Las mujeres enfundadas en sus saris multicolores sentadas y rodeadas de bolsos.

Las casadas muestran en la línea del medio de su peinado una raya roja que de acuerdo a la vida que le augura a su marido, es el largo de la raya, se nota que hay de todas las expectativas.  Inmediatamente me sonrió pensando cómo sería la raya de ciertas personas que conozco. #exploralo.

El vendedor de juguetes para niños recorre los laberintos humanos cargando en su cabeza una inmensa bandeja repleta de  juegos en maderas.

Indudablemente, los ruidos aquí tienen una importancia mayúscula.

Los niños juegan con sus ojos profundos, taladrantes de candor.

Otros niños, los de la isla de gente que está a escasos metros, permanecen sentados al lado de los mayores, en silencio, sólo sus ojitos movedizos muestra de sus ganas de jugar y encontrarse con los demás niños es inmensa.

Desde afuera ingresa potente, las canciones de mantras de un grupo de brahmanes que están cantando ya hace horas con sus sonidos particulares y sus pequeños platillos taladrantes, cantan a la elevación …y porque no para que llegue el tren.

Los olores a comida me inundan en oleadas con ráfagas de especias donde el picante y su majestad el curry hace saber de su omnipresencia.

Los vendedores de frutas, en grandes bandejas circulares las ofrecen peladas  como una sinfonía de colores de dudosos sabores

Los jóvenes con sus vestimentas cada vez más occidentales se sacan fotos mostrando sus impecables dientes en una sonrisa que sale armada pero intensa, por supuesto que el festival de celulares se hace presente en cada foto y no buscan fondo…no hace falta donde te pongas aparecerá gente.

En la esquina de la inmensa sala de espera hay un notario, en su escritorio móvil que certifica lo que necesites a último momento y con un festival de sellos atestigua la transformación de un papel en poder

Los acarreadores de equipajes con sus carros de la época del genocidio alemán llevan en armados paquetes, quién sabe que a quien ,quien sabe donde para quien sabe quien.

Con sus caras enfundadas en arrugas, muestran la trayectoria generacional del oficio, se abren espacio en el gentío solo con un lacónico grito y el mar de almas se mueve  mágicamente como una ola.

De repente el inmenso único interlocutor,  el cartel, se rompe, ocultando toda esperanza, lejos de preocuparse, mis ya compañeros, ni se inmutan , mientras pienso, bueno me quedaré a vivir aquí mientras juego a encontrar las siete actividades que haría si me exilio aquí. Sorpresivamente las encuentro y nuevamente siento que todo lugar es nuestro lugar si aprendemos a encontrar que hacer o no hacer.

A todo esto aparece intempestivamente la gran compañera de la noche de Varanasi…la niebla, que pone una capa de misterio aún mayor a este espectáculo de ruidos y silencios .

Ahora  todo se convierte en una densa sensación de ahogo, de humedad y frío las pashminas hacen una gran danza reacomodándose al ritmo de sus dueños que con destreza sin igual, cubren su cabeza, el pecho y en una vuelta magistral la espalda quedando en una sugestiva punta en el medio de su sus piernas el extremo del género. Hasta con olor a cachemira, el infaltable golpecito de la mano derecha sobre el hombro izquierdo hace como de pegamento, para que ese bello género, guarde reposo abrigando y dando glamour a un espacio por momentos tenebroso y por otros… más todavía .

A mi lado el señor del turbante bordó, note que está a punto de escupir su “pan”, y sólo estoy atento a que no me salpique quedando embadurnado de ese líquido hacedor de ensoñaciones y así como así, en un instante abre su boca y una catarata de saliva roja va a parar allí adelante, al límite del andén, mira para otro lado y otro poco de pan ingresa a su boca para más ensoñaciones y de un suelo resignado a recibir su pintura roja permanentemente.

Public toilet convenience on the street, Varanasi Benares India

A unos metros y sobre el andén, un pequeño monolito de  un metro y medio se yergue en medio con una canilla desmantelada, me acerco y nuevamente el asombro aparece…un cartel que informa …URINAL le avisa a la próstata que aquí también se pensó en ella, no en el entorno pero en ella si, y allí mismo, sin recato alguno hacemos cola,  sino cualquier pared,  es voluntaria mansa de estas in-quietudes.

Aquí todo se aguanta, las demoras, el tránsito , el ruido…pero las ganas de mear, cagar o eructar, eso si que no.

Es más estoy escribiendo esto ya casi llegando a  Dheli, en mi asiento compartido de hindúes y es una sinfonía de todos los ruidos gástricos que se imaginen acompañados por los de la nariz en este coro interior estrepitoso.

Más de 10 millones de personas por dia transporta el tren en India…conectando más de 7000 estaciones que son la réplica de este microcosmos, lleno de colores, olores y sensaciones, indudablemente compruebo viajar en tren en India es haber estado en las entrañas de la síntesis en donde lo místico se confunde con lo pragmático.

Todos esperamos algo aunque sea un tren y eso ya habla que hay un lugar y un tiempo en donde el aquí y ahora juega a embriagarnos con un no futuro con un no destino haciéndonos dar cuenta que la prisa es eso que te lleva a volver, para quedarte quieto observando como el mundo adentro tuyo se mueve buscando descansar…hay tiempo, hay vida y como sí fuera poco esto…el tren se detuvo…no se cuanto tiempo y mi vida interior se mueve intermitente en cada instante en esta experiencia única e iniciática…me dispongo a prepararme a no hacer nada… el gran deporte hindú. 

Y ya llevo 18 horas de espera y tren, absolutamente nada al lado de las millones que pase en mi vida…

Camino a Nueva Delhi ……o no.

¿ Qué te pasa cuando haces nada?

Afuera los locos.

Estándar


Tengo una pregunta que a veces me tortura: ¿estoy loco yo o los locos son los demás?  A. Einstein

SIEMPRE ME ATRAJERON LAS PERSONAS DIFERENTES Y SI SON DISCRIMINADAS MAS…..Y SI SE LAS ENCIERRA MUCHISIMO MAS.

Exploro y pienso que la historia personal condiciona hasta la medula, recuerdo Anita Cuevas la chica esquizofrénica de mi pueblo, su pelo negro noche, los ojos perdidos en un horizonte distante a nosotros y tan cercano a ella, ropa gris, zapatos cambiados ,caminando o corriendo, riéndose o llorando, pero siempre………bella y enigmática a mis cortos diría 7 años.

Mis padres la invitaban a merendar en casa, juntamente con “la catola” una mendiga jorobada de olor particular, con esas personalidades, varias meriendas de mi infancia superaban las tenebrosas series televisivas de Narciso Ibáñez Menta o del mismísimo Boris karloff.

Me recuerdo bebiendo mi mate cocido, verde muy verde, mi mirada navegaban en la taza evitando observar los ojos de mis “compañeras” gastronómicas, solo las miraba de reojo y con eso era bastante para imaginarme tantos enigmas sobre sus vidas.

Ser “discapacitado” en mi pueblo era ser hijo de todos. #exploralo.

Hasta Ramoncito el ciego, que se ganaba la vida adivinando la hora que el reloj de la municipalidad avisaba a campanazos. Mientras los ingenuos turistas se asombrando de la “videncia” del ciego.

 Ramoncito, Anita, Catolita, el petiso “tronco y pasa” todos eran queridos seres integrados y receptores de innumerables bromas de todos los tenores.

Un capitulo aparte se merece también mi compañero Coronel en su silla de rueda fabricación casera, Coronel espécimen único e irrepetible…menos mal. A el lo entrenábamos para que corra carrera contra el rengo Lazarte, representante de otro barrio y de otra clase social, que tenia otro móvil comprado en ortopédica…hasta freno tenia.

Las carreras en las bajadas de la calle Maipú o Rivadavia eran una delicia,  la adrenalina de una formula 1, en esos 200 metros, donde los gritos de la barra de cada rengo disputaba el podio al que ningún ganador podría subir. #exploralo.

O cuando lo “invitábamos” a tirarse en la silla desde el trampolín de la pileta municipal, nosotros el equipo de rescate lo esperaba para elevarlo desde el fondo a que encuentre el aire que sus pulmones rogaban……si eso no es integración , donde esta la integración.

Todos estos, me enseñaron a focalizar mi compromiso con la gente diferente. Por mucho menos de lo que a “mis discapacitados” mostraban hay cientos que están encerrados, para recuperarlos dicen…será recuperarlos de nosotros mismos?

Recuerdo el operativo solidario de la fundación Cinman a la Colonia Dr. Vidal Abal y su imponente cartel que clama  CONSULTORIOS  E  TERNOS, ya que un interno le borro la X…….nada mas explicito. #exploralo.

O el taller de maquillaje que hicimos con las internas del hospital psiquiátricos de Bell Ville, que nunca se habían visto en un espejo y de repente se reencontraron con risas, muchas risas llenas de rouge y con sus pelos en permanente bucles haciendo que lo permanente del cerebro se tome vacaciones.

O la quinta biodinámica para los enfermos, el arreglo de la calefacción de los pabellones, para calentar el frio del abandono familiar, tibieza aunque sea por fuera en el invierno terrible de un manicomio.

Los talleres de folclore, donde la coreografías se enloquecía ante la cordura desenfrenada de los bailarines irrespetuosos, que bailaban chacarera con pañuelo.

Hicimos muchas acciones en los neuropsiquiatricos….. pero nunca suficientes.

Quiero compartir un aprendizaje.

…Era un día de otoño con un equipo de amigos del instituto nos dispusimos a realizar una visita a lo que seria el Operativo SALUD DAR en el Hospital de Bell Ville donde uno de mi mas preciado amigo de años Gustavo Calzolary, ya recibido de medico,  llevaba adelante el compromiso de tantas cosas que soñamos y seguimos soñando juntos.

Llegamos al lugar y mientras recorríamos el impresionante predio en el auto, nos perseguía y hasta nos pasaba corriendo un interno…..y con todo el amor y el humor nos encontrábamos con un Forest de nuestras pampas.

El lugar es una mezcla de abandono y amor, de naturaleza y barbarie, de alegría y penar, de sonrisas llenas y de sonrisas desmanteladas, de seriedades filosóficas con humores catastróficos de pulsiones sexuales y compañías fraternales de soles cálidos brillantes y noches borrascosas siempre me asombraron de estos lugares la velocidad estrepitosa del cambio en cada instante, haciendo de la bi-polaridad una bandera.

Caminamos, conociendo nuestros miedos y corajes, nuestras ganas e intrigas y todo lo que los silencios nos gritaban desde nuestro interior que se topaban con los gritos de ellos.

Hay mucho por hacer aquí y ya casi teníamos el proyecto para mover ese mundo tan distante y tan cercano.

Ideamos un concurso con los internos… ponerle nombre a las calles del manicomio.

 Los invitamos a soñar y en un taller salieron los nombres que ellos decidieron.

En mi vida como entrenador, podre olvidar esos nombres que hasta hoy permanecen en esas calles, que ellos bautizaron como………la calle de los Sueños, la calle de Papá, la calle de Mamá, la calle de la esperanza, la calle del amor. #Exploralo.

Son los nombres que hace falta que tengamos en las calles nuestras ciudades. O en tu ciudad ya están esas calles?

Deberíamos invitar a soñar a los excluidos, marginados, sometidos tal vez nos asombraríamos de lo que escuchemos.

Y como si fuera poco se me acerco un interno con una pala de metal para regalarme por la visita y me pregunto en cómplice voz baja ……Digame amigo –señalándome el muro perimetral-– me dijeron que allí afuera, están todos locos.  ¿Es cierto?

Y le conteste… Si, es verdad, ni intentes salir te pueden contagiar de cordura.

¿Cuál es el borde entre la locura y tu cordura?

¿Cómo se representa en acción/es tú compromiso con los diferentes?

¿Cuales son los diferentes que mas lejano estas?

¿Cuál es tu “discapacidad” mas tapada?

¿ Estas reclamando las responsabilidades del estado para una vida digna?

Las fotos pertenecen al libro NOS/OTROS que también fue un logro de aquellas tiempos de visibilización ante los tapadores de oficio. Poesía y Arte de eximios artistas cordobeses.

Columna dedicada a mi hermano entrañable Dr. Gustavo Calzolari , compañero de reclamos y utopias para la praxis.

La fuga

Estándar

“En la siesta y en el juego, se conoce al caballero.” Refrán Español.

EN ESOS ENEROS DE FUEGO, el sol transpira de calor, en el perezoso transcurrir del año santiagueño.

El viento se ha quedado en el lejano Agosto y mejor que no venga ahora ya que su visita nos llenara de polvo y mucho más calor, las lluvias ni siquiera alcanzan para los barquitos del diario que naufragan sin salir del muelle de asfalto del cordón.

En ese paisaje, reinan los silencios, absolutamente nada se mueve, es como si el calor congelara la humanidad.

Solo se mueven y con un estilo especial nuestros dinosaurios telúricos, las lagartijas que con una velocidad única rozan el suelo con sus patas voladoras casi sin tocar la pacha mama hirviente.

Ellas se camuflan como zunchos y ramas, esperando agazapadas el momento para recorrer otro trecho rumbo a alguna humedad sobreviviente.

Ellas mis lagartijas esmeraldas, las reinas de la siesta estivales y misteriosas escondidas del invierno, las miro y en silencio les pregunto… ¿A dónde se meten en julio?, solo me miran y con sus ojos en movimiento parecen decirme…Nunca lo sabrás Israelito.

Dice mi madre que para cruzar la ruta 9, se ponen “pancutan” en las manos y yo que le creo todo, sigo acrecentando mi admiración por semejante inteligencia.

Las lagartijas tienen la libertad que querían y mi envidia asegurada.

Los mayores se ocupan de lo único que les queda por hacer…dormir ayudados por el falso aire de un ventilador con un trapo húmedo, que a su vez se secaba casi inmediatamente. Ese era otro juego dormirse antes que el trapo se seque o que se corte la luz, que se empecinaba a dejarte huérfano apenas podía.

Y nosotros los chicos, lo que teníamos éxito en escaparnos para recorrer las calles con nadie en búsqueda de otro fugitivo exitoso. ¡¡¡Cuando se lo encuentra …que felicidad!!!, ya somos dos para hacer…nada excepto buscar una sombra o imaginarla.

Huir del dormir de mamá era la Ilíada y la Odisea… juntas.

Doña Ana con un …Bueno a dormir la siesta!!! Marcaba el final del almuerzo y el principio del operativo “Fuga Siestera”.

Ella se ubicaba en la cama de al lado, con alguna revista Nocturno ( nunca entendí porque leía nocturno a la siesta) otra pregunta que no me animaba a preguntar solo a imaginar respuesta. Si no había una Nocturno apelaba a otro semanario Intervalo, este me parecía más congruente con el momento, estas fotonovelas de moda era para mi como las aventuras de Isidoro Cañones pero con fotos, todo un adelanto exclusivo para los adultos.

Cuando las hojeaba y las ojeaba me intrigaban las caras de la actrices, lloraban y lloraban, corriéndose el rímel que se secaban con la puntita del pañuelo sobre una mejilla chorreada de lágrimas negras.

En el mismo recuadro foto novelesco, un galán daba la espalda con gesto inmutable y ceño fruncido mientras que en su mano una valija se escapaba con él.

Dos hojas más adelante mágicamente los dos actores se confunden en un beso interminable, que duraba todo lo que te detuvieras a mirar, era una fotonovela, claro.

Pareciera que decían…Todo fue en mentirita.

Las fotonovelas me entrenaban a una vida que no entendía, acompañado por la conjugación de los verbos modelos Amar, temer partir, que anunciaban que el amor era miedo y escape.

El primer paso del plan Fuga Siestera, era hacerse el dormido, antes que mamá llegara a su sueño, ella no demoraba mucho y menos si corroboraba que yo estaba dormido. Su primer ronquido daba la bienvenida a otro inmediato.

Desde allí salir de la cama, vestirse y llegar a la puerta era un proceso que exigía una agudeza Suiza.

El salto era fundamental pues el elástico metálico de la cama avisaba todo los movimientos había que despegarse de la cama de al manera que un solo ruido acompañará la acción y que a los oídos de la carcelera llegara como si me estaría dando vuelta en sueños, este salto era fundamental, no obstante, el aterrizaje debía ser pensado con máxima prevención, pues aterrizar descalzo hacia un sonido sumamente delator e inconfundible por ello había que dejar algo en el suelo que amortigüe y calle el aterrizaje en la baldosa delatora.

Logrado esta parte, calzarse la “flecha” que quedaron anudadas de “casualidad” manifiesta.

Siempre había que tener la mirada fija en las pestañas de Doña Ana y ante el mínimo movimiento de apertura, había que lanzarse nuevamente a la triste cama y volver al paso uno del plan…nunca rendirse. El que se rinde nunca gana el que gana nunca se rinde.

Si todo marcha alineado, al plan, ya estamos al lado de la puerta del dormitorio y comenzaba el paso tres.

Esta parte es la mas difícil y decisiva de la Fuga, era imprescindible poner aceite “Cocinero” a las bisagras siempre para ahogar el grito metálico que frustrara absolutamente todo.

Alerta, alerta me decía en mi diálogo interno parafraseando al implacable “Santo” el detective de la tele.

Ya a esta altura la adrenalina tomaba un estilo cinematográfico; mientras la mano derecha aprisionaba el picaporte, la palma izquierda apoyada suave pero firme sobre el cuerpo de la puerta para regular la velocidad de la apertura, siempre mirando las pestañas de mamá, ya que el roncar no era certificado de sueño profundo.

Y así controlando la respiración se abría la promesa de la siesta calcinante.

Ahora falta cerrar la puerta desde afuera con las mismísimas precauciones que al abrirla.

Toda fuga se merece una coartada por si el resultado es negativo o fracasa el plan a esta instancia. Si mamá se despertaba ya se escuchaba un estridente grito que despertaba hasta a los muertos con un…A dónde vas? Vení a dormir que hace un calor terrible.

Ante ese acoso un…Iba al baño mami, ya vuelvo a dormir. Daba por terminado el plan, ganando mamá, en caso contrario el éxito se festejaba afuera… Haciendo Nada pero una nada llena del todo ese todo hijo de la rebeldía llamado….libertad.

….La libertad se pide o la libertad se toma? #exploralo.

Capitulo XX de mi libro El Ruido de las alas…pronto estará terminado.

#quefierodebeserNOSERsantiagueño.