Manos a la Obra.

Mi vecino de asiento, no acepta la comida que trae la azafata y saca desde su alforja de yute, unas frutas secas y un recipiente de algo como hojas de palmera, de donde extrae una media docena de rolls de arroz. Pide agua caliente y cuando se la traen pone unas hierbas y calienta sus manos con la taza. Cierra los ojos y con unos movimientos de su mano dibuja unas formas. Empiezo a darme cuenta que para este país, no viene cualquiera o que este lugar no es para cualquiera. Por chismoso a su vez me tengo que poner a comer ligero pues ya vienen retirando la bandeja con la comida que ni probé.

Estamos por aterrizar en Nueva Delhi , por la ventanilla se nota la lluvia persistente en una noche oscura donde solo los reflectores de la pista alumbran con fuerza, haciendo que las gotas parezcan una cortina de plata brillante.

Mi compañero no saca ninguna valija, va tranquilo muyyyy tranquilo por el pasillo donde también los demás van tranquilos, tranquilidad que me hace bajar diez velocidades y me doy cuenta que aquí el tiempo toma otra dimensión. Intentó imitar a los demás y no me sale, hago esfuerzo y me doy cuenta que allí está el problema, hacer esfuerzo para no tener esfuerzo, la vieja trampa occidental de esforzarnos para alguna vez estar relajados.Aeropuerto-Nueva-Dehli

El chofer del transfer nos lleva como en una alfombra hacia la entrada de migraciones, como ejercicio personal de aclimatamiento cultural elijo descender al último, de los últimos y un espacio impecable, limpísimo, con un piso brillante de plantas inmensas generan  una paz única, aparte los miles de visitantes casi no hablan y un silencio que se escucha fuerte sigue avisando que aquí pasa absolutamente otra cosa.

De repente siento que desde arriba hay como una energía que me invita intrigante a mirar hacia allí y me encuentro con la mejor de las bienvenidas de mi vida en un aeropuerto.

9 mudras me ponen en el umbral del ingreso a un país donde la energía es más que una fórmula física. Me quedo totalmente quieto recorriendo los 9 gestos, tan quieto que un policía me toca el hombro señalándome que estoy perdiendo mi fila.india-y-nepal-002

Con un saludo agradezco y con la emoción de un advenedizo asombrado que nunca espero ver esto, me pongo ansioso (occidente me viola) por encontrarme con mi sociólogo y chofer que me llevara a explorar de este mundo.

Lo primero que le digo a Kantu ( feliz en indi)

Quiero aprender Mudras yaaaaa.

Ja ja ja, si tienes que aprender , pues necesitas paz y los mudras te servirán.En Jaipur nuestro anfitrión  Rishi (vidente) es un especialista.

Me da vergüenza la maldita ansiedad que vengo cargando y en cada momento siento que India me hace repetir primer grado.

Y así me encuentro con Rishi, su vestimenta y su bigote de película  que en un apasionante taller de gestos me introduce en ese mundo sutil del yoga de las manos.unnamed (7)

Isra , Mudra viene del sánscrito y significamud = gozo y dra = producir, ) o sea te darás cuenta que es un tema de gran posibilidad de felicidad.

Vamos a practicar 3 mudras hoy.Debes saber que hacemos Mudras sin darnos cuenta, o sea inconscientemente pero si lo tienen en conciencia tiene doble poder pues recurres a ellos deliberadamente.

Y sigo inmutable e intrigado con cada pizca de conocimiento milenario.

Rishi y como es el proceso de los mudras? Pregunto desde mi occidentalismo enciclopédico.unnamed

Es que en los dedos están terminales de senderos o meridianos electromagnéticos que se relacionan con órganos y a su vez hacen coneccion con tu cerebro y se genera un sistema único.

En el acto pienso en el poder mágico de las creencias, y lo que crees lo creas.

Rishi parece leerme el pensamiento y me dice

Exacto lo que estás pensando, el encuentro entre la ATENCIÓN y la INTENCIÓN puestos en una postura generan una declaración corporal única e indistinta, que cambia el mundo percibido generando otro .

Me da alegría saber que las intenciones , puestas en metáforas corporales, como siempre difundi generan situaciones únicas.

También los Mudras son muy prácticos como toda sabiduría es simple , profunda y accesible a todo el mundo.Nada que no tenga estos ingredientes merece ser aprendido ni enseñado.

Deduzco que también las posturas aquietan la mente pues al pensar en lo que queremos anulamos los incansables pensamientos. No hay turistas en la mente todo pensamiento trabaja, por eso los mudras son una herramienta para incidir activamente en el devenir.

Rishi me toma la mano derecha y con mucha paz me enseña el mudra ABHAYA uno de los más conocidos… la mano derecha con la palma hacia afuera, dedos separados y flexibles como descansando mientras la mano izquierda se posa en el corazón.Su intención es llenar de luz el entorno para sentirte en paz y en abundancia generando amor inconmensurable. Podes recordar a qué imagen de líder espiritual occidental te recuerda? Me pregunta y en el acto recuerdo la imagen de cristo en tantas estampitas.

Y después de un buen tiempo  me conecta con la intención del encuentro con lo espiritual, como si supiera de mi analfabetismo al respecto y de mi mente pragmática . Para ello nada mejor que el mudra ATMANJALI Primero levanta los brazos y después une las palmas de las manos suavemente por encima de tu cabeza y lo puedes dejar alli o llevarla a tu pecho.

Después cierras los ojos y respira profundamente, dejando que toda la energía de la posición circule a través de tu cuerpo. Y empiezo a sentir un calor que baja por mi columna que Rishi la ordena en dos movimientos quiroprácticos.

Y sigo asombrandome de las veces que de una u otra manera hacemos mudras sin darnos cuenta y están conectados con estas intenciones.Me pongo con mas ganas cada segundo de notar ya los efectos que el bigotudo de zapatos de Aladdin enumera.

Mi avidez por seguir descubriendo me lleva a que Rishi identifique mi acelere y me enseña el mudra CHIN ,uniendo los dedos pulgar e índice de las dos manos permitiendo que los demás queden extendidos apuntando hacia el suelo en señal de energía activa. Buscando lograr concentración , claridad y tranquilidad para recibir saber y   sobre todo para saber recibir.

Rishi me despide con una sonrisa en la que su bigote casi le llega a sus ojos. Me voy a descansar con la intención y la atención de un ignorante que se redime ante tanto saber diferente.Empiezo a tener otra mirada buscando las manos de los que me encuentro que Mudras hacen y me deleito con cada monumento que me regala otro Mudra.Y ahora para mi la vieja frase Manos a la obra tiene otro significado.

Cual es tu gesto que provoca intenciones potenciadoras?

Sabías que con tu corporalidad generas la vida que recibes?

Hasta el próximo dominguero!!!!

Material exploración